(Blueprints for the web)
New Riders, 2003
El libro de Christina Wodtke no es el único, ni el primero, ni el definitivo sobre usabilidad v arquitectura de la información. La autora no lo pretende. Sus aspiraciones son mucho más modestas que las de otros gurús de la disciplina. Ella no ha buscado escribir una colección de recetas sobre métodos infalibles para hacer webs perfectas.

No es una guía de diez minutos para todo productor de internet. Es más bien un montón de páginas con una colección de buenas ideas para mejorar. Eso no es poco. Muchas de las aportaciones de la autora son muy interesantes y para algunos pueden valer oro. Por el momento no hay traducción al castellano v sólo se puede leer en inglés.

Un gran abanico de temas

El índice del libro es francamente prometedor: “Primeros principios. Leer la mente de los usuarios. Cómo organizar….”. El volumen abarca muchos campos, quizá demasiados.

Pero sólo puede tener algunas págnas y para algunos lectores, puede que algunos asuntos estén tratados por encima.
La obra dedica sesenta líneas al tema de los iconos, tres páginas a los test con usuarios; no es mucho espacio y no agota la materia.

Lo cierto es que esas 60 líneas pueden aportar ideas sugerentes a los apasionados del tema aunque una de las grandes virtudes del libro es la concisión. El lector que busque algo práctico se ahorra grandes teorías sobre qué es la usabilidad, la arquitectura de la información, la información, el conocimiento humano, etc.

Lo mejor y lo peor

Wodtke no aclara si sus afirmaciones se basan en investigaciones con usuarios, estudios empíricos, métricas de webs o de su propio sentido común.
Quizá se le pueda achacar a la autora que a diferencia de otros gurús como Krug o Nielsen, aporta poca experiencia directa con usuarios. En algunas ocasiones, más que proponer ideas o criticar, simplemente realiza un recorrido descriptivo y acrítico por fases de la creación de una web o partes de la arquitectura de sitios reales.

Después de leer las tres páginas en el que aborda las navegaciones es difícil saber qué tipo de navegación es mejor.
Estos capítulos no son las partes más enriquecedoras del volumen. Los que dedica a destruir los mitos establecidos de la usabilidad son realmente sólidos, originales y
bien documentados. Es muy loable la precisión de las citas sobre los principales estudios que basan los mitos más extendidos sobre al arquitectura de la información en 2003.

Otro de los puntos fuertes del libro es la calidad de las ilustraciones y de la edición. Los ejemplos gráficos se entienden realmente bien aunque estén en blanco y negro. No hace falta ser un técnico en ninguna materia para entender el libro.
Más información sobre la autora (en inglés)

· Aquí hay una reseña en inglés sobre la segunda edición

,